You are here
Turismo médico: La Alergia Respiratoria Salud 

Turismo médico: La Alergia Respiratoria

Escrito por el Dr. Manuel Mendoza
La Alergia es una enfermedad que se incrementado notablemente en los último 20 años, sobre todo las alergias respiratorias. El incremento de esta enfermedad es ocasionado por diversos factores que se han ido acumulando a través del tiempo, tales como la contaminación ambiental, el cambio climático, la falta de lactancia materna adecuada y los alimentos con colorantes y saborizantes artificiales.
Las personas con alergia respiratoria de la vía superior suelen quejarse de congestión nasal frecuente, secreción nasal acompañado muchas veces de irritación ocular; a la vez adolecen de tos seca o con flema muy frecuente y/o estornudos, junto con sensación de ardor o dolor de la garganta. En la alergia respiratoria inferior, suelen presentar tos con flema, cansancio, hervor o sensación de ronquido de pecho, sensación de flema pegada en el pecho y muchas veces deficiencia respiratoria tipo asma bronquial.
El problema de las alergias respiratorias es que en sí pueden irse incrementando paulatinamente, y el paciente confundirlas fácilmente con procesos catarrales, gripales, infecciones, etc… de tal manera que toman frecuentemente antihistamínicos, antitusivos y expectorantes, generando un alivio temporal de los síntomas, pero la alergia continua y vuelven a presentarse los síntomas muy frecuentemente, cada 1, 2 o 3 meses, motivando al paciente a consumir los productos populares que le dieron alivio en situaciones anteriores, esto hace un circulo vicioso y la alergia no se cura sino que empeora, favoreciendo así a un proceso inflamatorio más severo, debilitando los tejidos respiratorios, alterando los mecanismos de defensa y con ello que las bacterias oportunistas generen una infección, muchas veces con una gran resistencia a los antibióticos.
Una alergia respiratoria superior (por ejemplo la rinitis, rinosinusitis) puede llevar a genera una alergia respiratoria inferior (ejemplo: asma bronquial) y viceversa. Es decir que un rinitico puede llegar a ser asmático en un futuro y viceversa.
Por lo anterior, es importante que si el paciente adolece muy frecuentemente de síntomas catarrales, gripales, ronquera, tos seca o con flema, hervor o congestión de pecho, es muy probable que sea un paciente alérgico, siendo muy importante que no se automedique, ya que solo generara alivio sintomático y que el paciente se complique más fácilmente; debe ser evaluado por un médico para determinar cuál es el tratamiento más adecuado para cada tipo de paciente.
Contactos:
Dr. Manuel Alfonso Mendoza
Medicina General
Clínica: 3ª. Av. Nte. Plaza Camelot, 1ª Planta, local #11 Santa Tecla.
Clínica Tel.: 2228-8300, Celular: 7542-1387.

Related posts

Leave a Comment

         ¡Suscribete y recibe!

Ingresa tu email y compartamos juntos,