Ediciones especiales Salud 

¿Cuál es la diferencia entre los huevos marrones y los blancos?

Estás por hornear, por ejemplo, un pastel, pero no está el ingrediente principal, los huevos. Vas a la tienda, buscas un estante con el producto correcto y ves que los huevos vienen en diferentes colores, tamaños y a diferentes precios. ¿Por qué algunos huevos son más caros que otros? ¿En qué se distinguen? ¿Qué huevos deberías comprar?

Para que te quedes tranquilo, Genial.guru ahora te contará cuál es la diferencia entre los huevos y por qué son de diferentes colores.

Existe la opinión de que los huevos marrones son caseros y los blancos son de la tienda.

Pero, de hecho, el color de los huevos depende de la raza de las gallinas. Las gallinas de plumas blancas ponen huevos blancos; las de plumas marrones, huevos marrones. Hay razas que tienen huevos manchados e incluso azules; sin embargo, tales razas son raras y, por lo tanto, tales huevos casi no se venden.

Ya resolvimos el problema del color. ¿Y los beneficios?

Aunque te pueden decir lo contrario, los huevos marrones y blancos tienen la misma cantidad de nutrientes y, por lo tanto, son igualmente útiles. Es cierto que a veces las cascaras de algunos huevos parecen más duras que otras; esto depende de la edad de la gallina. Como regla general, las gallinas jóvenes ponen huevos con una cáscara dura, y las más viejas, con una cáscara más fina.

A veces, los huevos marrones pueden ser más caros solo porque las gallinas marrones son más grandes que las blancas y requieren más alimento. En este caso, el fabricante simplemente quiere recoger los costos de la alimentación.

Sin embargo, a veces la diferencia de precio está justificada

Algunos huevos tienen marcada su categoría. Y justamente la categoría puede influir en el precio. Pero la categoría solo habla de la masa del huevo, no de su calidad. Hay varias categorías principales:

C — menos de 46 g
B — de 46.0 a 52.9 g
A — de 53.0 a 59.9 g
AA — de 60.0 a 66.9 g
AAA — de 67.0 a 77.9 g

Y los huevos anormalmente gigantes tienen la categoría “Jumbo”.

Por cierto, en las recetas de los pasteles, generalmente la masa de 1 huevo se considera igual a 40 g, es decir, un huevo pequeño de la categoría C.

Como regla general, los huevos de gallina caseros tienen un sabor más rico y una yema brillante, y el factor clave aquí es el alimento que recibió la gallina.

Related posts

Leave a Comment