Chile Internacional 

La monja  que fue violada en la  Iglesia católica en Chile

Corresponsal/ Sara Escobar

A Francisca le pidieron que se hiciera cargo de la alimentación del grupo de hombres que harían reparaciones en el convento donde estaba enclaustrada, en pleno corazón de Santiago de Chile, no tenía idea de cómo cambiaría su vida. Ella lo resume en tres palabras: “Empezó mi calvario”, según le cuenta a los medios locales.  La madre superiora había autorizado que una cuadrilla de hombres se quedara a dormir en el convento para realizar los trabajos.

Francisca se hizo cargo de ellos. Pero un día y aprovechándose de que no se sentía bien, según cuenta la religiosa, uno de los hombres, Hernán Ríos Valdivia, la llevó a una habitación y la violó.

Fue “un golpe aterrador que me dio vuelta mi vida”, asegura hoy. Traumatizada y con miedo a que nadie le creyera, la hermana Francisca no contó lo ocurrido. “Uno como mujer se siente incapaz de hablarlo, con el miedo de te lo van a creer, no te lo van a creer, con amenazas. Y preferí callar”, cuenta. Pero tres meses después del ataque descubrió que estaba embarazada. Y en el convento no se lo tomaron muy bien.

Related posts

Leave a Comment