El presidente del Comité Nacional de El Salvador del Programa Memoria del Mundo, José Heriberto Erquicia, junto a Ana Marta Ramírez, subdirectora de la Biblioteca Nacional de El Salvador Francisco Gavidia, y María Isabel Segovia, del Archivo General de la Nación, ambas integrantes del comité, participarán en la Conferencia Interregional sobre Preservación y Accesibilidad del Patrimonio Documental, a desarrollarse del 24 al 27 de octubre, en la ciudad de Panamá.

El encuentro es organizado por el Programa Memoria del Mundo, que forma parte de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) sede París, junto a la Oficina de UNESCO en Montevideo y el apoyo de la Oficina de UNESCO en Costa Rica.

El objetivo de la actividad es, según los organizadores, “el intercambio de conocimientos y buenas prácticas sobre la preservación del patrimonio documental, así como el desarrollo de estrategias para la implementación de la Recomendación Relativa al Patrimonio Documental, comprendiendo el patrimonio digital y el acceso al mismo”.

Además, este encuentro representa una excelente oportunidad para que los Comités Nacionales de Memoria del Mundo y otras instituciones nacionales vinculadas compartan experiencias junto a los expertos en este ámbito, y se fomente el diálogo y la cooperación sobre el uso de nuevas tecnologías para la preservación del patrimonio documental.

De igual manera, se busca proporcionar asistencia para la identificación y catalogación del patrimonio documental en riesgo, especialmente desde la perspectiva de la reducción y gestión del riesgo de desastres naturales; tipificación del patrimonio documental para una posible inscripción a nivel nacional, regional e internacional; ofrecer apoyo a los esfuerzos nacionales para poner en marcha políticas y estrategias de preservación apropiadas y promover la conciencia ciudadana de dicho patrimonio documental como recurso para desarrollo sostenible.

“Como Comité de Memoria del Mundo de El Salvador presentaremos un informe sobre los avances en materia de las buenas prácticas por preservar el patrimonio documental y el mejoramiento para el acceso universal a su disfrute”, explicó el también director del MUNA, Heriberto Erquicia.

El Programa Memoria del Mundo (MoW, por el acróstico en inglés), fue creado en 1992 y es una iniciativa de la UNESCO destinada a preservar el patrimonio documental del mundo —albergado en bibliotecas, archivos y museos— como símbolo de la memoria colectiva de la humanidad.

“Este patrimonio refleja la diversidad de los pueblos, las culturas y los idiomas. Pertenece a todos y debe ser plenamente preservado, protegido y accesible en forma permanente y sin obstáculos”, expone la página oficial de UNESCO.

El patrimonio documental enfrenta severas amenazas: El saqueo y la dispersión, el comercio ilícito, la destrucción, así como la frágil particularidad de su soporte, la obsolescencia del almacenamiento y la falta de financiamiento.

Es por ello que Memoria del Mundo trabaja por preservar el patrimonio documental a nivel internacional, para lo que cuenta con una Secretaría Central, un Comité Consultivo Internacional, Comités Regionales y Nacionales, además de una vasta red de asociados en sectores gubernamentales, profesionales y empresariales.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *