AES El Salvador ha realizado trabajos de mantenimiento y construcción en la red de distribución eléctrica que garantizan un suministro de energía confiable y seguro en zonas hospitalarias, industrias, comercios y a las comunidades.

“Agradezco el compromiso que ha mostrado nuestra gente, trabajan las 24 horas los siete días de la semana, incluyendo días de asueto”, agregó Abraham Bichara, presidente ejecutivo de AES El Salvador.

Al occidente del país, la distribuidora de energía CLESA ejecutó trabajos de mantenimiento en la red eléctrica para garantizar un suministro confiable al Hospital San Juan de Dios y otros centros de salud privados de la Ciudad de Santa Ana.

En la zona central, la empresa CAESS repotenció la red eléctrica del nuevo hospital que se construye en el Centro Internacional de Ferias y Convenciones (CIFCO); y además construyó una subestación de energía en el Hospital Zacamil, ambos centros de salud estarán dedicados para atender a pacientes diagnosticados con COVID-19.

Para la región oriental, las distribuidoras EEO y DEUSEM construyeron nuevas líneas que energizarán adecuadamente a los hospitales temporales que atenderán casos sospechosos de COVID-19 en los municipios de Tecoluca y Jiquilisco, ubicados en los departamentos de San Vicente y Usulután respectivamente.

AES está trabajando junto con instituciones del gobierno en la implementación de acciones para superar la crisis y reducir su impacto en el menor tiempo posible, ofreciendo además un suministro seguro y de calidad en todas las zonas donde prestan servicios.