En la primera parte del reportaje, nos enteramos de la muerte lenta que esta sufriendo uno de los afluentes más importantes que comparten El Salvador, Guatemala y Honduras, el río Lempa, también, las consecuencias que ya se pueden evidenciar en la población de Ocotepeque, Honduras por la contaminación en el agua “potable” que es procesada del mismo río.

En la segunda parte, se expuso las acciones que están tomando los alcaldes de los tres países para prevenir que la situación continué, así mismo, el papel tan importante que juega la Mancomunidad Trinacional Fronteriza Río Lempa en todo eso.

En la tercera y última parte se conocerá una de las alternativas amigables con el medio ambiento en un beneficio de café de Guatemala y también las acciones que esta realizando la municipalidad de Ocotepeque para proveer de agua potable a la comunidad.

MODELO DE GESTIÓN AMBIENTAL EN LOS BENEFICIOS DE CAFÉ

Para evitar que continúe la contaminación en el río Lempa debido a las aguas mieles, la Finca El Cascajal ubicada en Aldea San Nicolás, Municipio de Esquipulas, Guatemala, esta realizando un modelo de gestión ambiental, basado en la innovación constantemente para el logro de una producción de café y al mismo tiempo lograr una armonía con el medio ambiente adquiriendo un compromiso con la conservación de la flora y fauna local.

Todo eso lo logra a través de su propia planta de tratamiento de aguas mieles, Luis Martínez, administrador de la Finca contó los detalles de dicho proyecto que tienen 4 años de estar realizando y donde destacó que hasta el momento es el único benéfico en toda Guatemala que cuenta con una planta.

“Es un proyecto que proveniente de Holanda, el cual tiene como tema principal la “Producción de energía a través de los residuos de café de Centroamérica”  un proyecto único acá en Guatemala y nosotros lo estamos realizando desde hace 4 años, donde se busca la producción de gas por medio de bacterias anaeróbicas”, contó Martínez.

COMO MARCAR LA DIFERENCIA

Luis Martínez, nos explicó detalladamente el proceso que se da en el beneficio donde “Todo funciona como un reloj” y aclaró que si algo falla suele ser por errores humanos ya que las maquinas están programadas para trabajar sin descanso y de la forma correcta:

“El sistema trabaja con el agua que se recircula en el beneficio la mayor cantidad de veces posibles para que venga con mayor contaminación o mayor desechos sólidos  a la planta.

El tratamiento primario es un tamiz y los neumáticos en el cual se separan los sólidos que trae el agua miel luego pasa a unas pilas de homogeneización es decir el agua sucia se mezcla con agua limpia.

Luego se pasa a una pila de regulación de PH en esta pila se puede aplicar una libra de cal por metro cúbico de agua o también podemos regular PH con soda cáustica, el pH para entrar a los reactores tiene que estar entre más o menos de 6.7 a 7 para que las bacterias puedan hacer su proceso de descomposición de materia orgánica.

Y luego el agua pasa por un calentador en donde las bacterias se encuentran en una temperatura promedio de unos 33° para que ellas pueden hacer mejor su trabajo.

De esa forma, ya se pasa a una pila distribución de caudales en el cual se regula el caudal de entrada para cada reactor, donde las pilas de homogeneización agarran 250 metros cúbicos cada, mientras que los reactores tiene una capacidad de 150 metros cúbicos cada uno.

Lo anterior es de flujo continuo donde podemos estar limpiando aproximadamente un caudal de ingreso de 160 a litros por minutos después de que la bacteria realiza su trabajo, el agua sale limpia en un 80 a 90%.

También, tenemos un laboratorio donde hacemos prueba de demanda química de oxígeno (DQO) y de demanda bioquímica de oxígeno (DBO, eso nos indica cómo están trabajando las bacterias y nos permite ver si podemos darles un periodo de descanso.

Ya que son ellas las que están produciendo gas, ese gas pasa por un filtro de piedra volcánica que es un desulfurizador que limpia el gas para luego usarlo en el secado de café o en la misma combustión de calentamiento de agua para riego y luego pasa a la bodega de almacenamiento de gas.

La bodega de almacenamiento está compuesta por dos geomembranas que tiene una capacidad de 70 metros cúbicos de gas cada una y esa se pueden estar llenando cada dos hasta 3 horas” concluyó con la explicación de como funciona la planta Martinez.

Por su parte, el dueño de la Finca El Cascajal, don Francisco Amadeo Palencia Rivas, recalcó que los beneficios que trae al medio ambiente procesar sus aguas mieles es grande, ya que se esta pensado en el futuro y en el hogar que se les va heredar a las nuevas y futuras generaciones.

Don Amadeo, hace el llamado a los que poseen beneficios para que se suman en esta iniciativa y al Gobierno de Guatemala a que apoyen estos proyectos que benefician no sólo a una país, si no que ayudan a mantener la calidad del río Lempa, que recorre los vecinos países de El Salvador y Honduras.

AGUA LIMPIA PARA OCOTEPEQUE

Por su parte la municipalidad de Ocotopeque en Honduras, esta haciendo lo propia para reducir la contaminación en el agua de sus habitantes, Osman Chinchia, encargado de agua en la zona, explicó que la planta de agua con la que cuentan abastece un 95% de la ciudad de Ocotepeque, es decir alrededor de 28 mil habitantes.

“El agua bruta viene del río Tula, y la captamos en una parte llamada la Laborcita en Honduras, desde ese punto ya viene con lo que se le denomina sólidos suspendidos y en esas partículas en suspensión se encuentran las aguas mieles.

En esta planta purificadora de agua, por el momento contamos con la primer etapa, la cual sirve únicamente para quitar los sólidos suspendidos, y este procedimiento consiste en que los filtros rápidos nos ayudan a quitar todo lo que viene flotando en el agua, y es ahí , donde los sólidos quedan atrapados, luego en una tubería perforada, se realiza la filtración y se recolecta el agua para luego pasar a la siguiente recamara, donde posteriormente se envía a tanques de almacenamiento y esos tanques se distribuye a la ciudad” expuso Chinchia.

Es importante considerar que sólo el 20% de las ciudades de la región trifinio, comprendida por, El salvador, Guatemala y Honduras, tienen ese tipo de planta el otro 80% no, y en esos casos las personas están recibiendo en muchas ciudades agua bruta.

Actualmente, esta planta tiene un año de estar funcionado, es decir, que antes a los habitantes les llegaba el agua bruta completamente.

Ivis Valdivieso, administrador de la municipalidad de Ocotepeque, contó las proyecciones que se tienen en la planta:

“Estamos elaborando 4 filtros más, con la segunda etapa de la planta de tratamiento se vendrá a mejorar el agua en un 70%, ahorita la estamos mejorando en un 40%, eso quiere decir que todavía está contaminada por las aguas mieles.

En la nueva etapa esta agua se va a tratar bacteriológicamente, posteriormente va a pasar a otra recamara en la cual se le va inyectar cloro gas y hasta ese momento se va a considerar como agua potable” explicó el admistrador.

Se prevé que la planta va a estar capacitada para purificar 380 litros por segundo y se espera que a finales de este año ya se hayan terminado de construir las etapas restantes.

TOMAR CONSCIENCIA DE NUESTROS ACTOS

 El agua es el recurso básico para garantizar la vida de todos los seres vivos del planeta, sin embargo, la contaminación provoca que millones de personas tengan un acceso deficiente a este bien tan necesario, como se ha podido constatar con este reportaje.

El ser humano es el principal causante de su contaminación, por eso se deben tomar acciones reales y concretas, tanto de los ciudadanos como del Gobierno de El Salvador, Honduras y Guatemala, para preservar una de las mayores riquezas que poseen como es el río Lempa.

Se están realizando acciones para palear la situación pero lo que se necesita es una mayor unión y conciencia de parte de todos.




Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *