Maricela Sorto 19/11/2020

By Agencias

La Policía de Berlín arrestó este martes a tres sospechosos del robo del museo la Bóveda Verde, en la ciudad de Dresde, en el que fueron sustraídas joyas por un valor de hasta 1.000 millones de euros (unos 1.100 millones de dólares). Perpetrado el año pasado, es considerado como uno de los mayores robos de joyas desde la Segunda Guerra Mundial, tanto en términos materiales como por el incalculable valor histórico de las obras sustraídas.

De acuerdo con el diario Der Tagesspiegel, los delincuentes, dos de 23 años y uno de 26, fueron identificados como ciudadanos alemanes y resultaron capturados en una redada policial a gran escala en la que participaron más de 1.600 oficiales y miembros de las fuerzas especiales de todo el país. En el operativo se allanaron 20 apartamentos en la capital alemana, dos cocheras, una cafetería y varios vehículos, pero no se encontraron rastros de los tesoros robados.

Sin embargo, varias de las propiedades registradas han sido vinculadas al clan Remmo, una familia de origen árabe que se dedica al crimen organizado y a la que se atribuyen numerosos atracos de alto perfil. Un portavoz de la Policía, citado por el medio, asegura que los arrestados probablemente pertenecen a este círculo criminal, muy bien conocido en Berlín y que siempre ha estado en la mira de las autoridades.

La Fiscalía ordenó que los tres sospechosos permanecieran bajo custodia en espera del resultado de una investigación por sospecha de robo e incendio. Entretanto, las autoridades continúan trabajando para dar con el paradero de dos miembros más de la familia, Abdul Majed Remmo y Mohamed Remmo, ambos de 21 años. «La persecución es internacional», subrayó el portavoz.

Compartir

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *