Foto: @SecPrensaSV

La circulación vehicular en la carretera entre Quezaltepeque y San Juan Opico, en El Salvador, que resultó dañada por las lluvias de la tormenta Amanda, será rehabilitada el próximo fin de semana, anunció el ministro de Gobernación, Mario Durán.

El funcionario explicó que se habilitarán dos de los cuatro carriles de la vía, mientras se continúan los trabajos para cerrar la cárcava que se formó el pasado 1 de junio a raíz de las intensas lluvias y que cortó la carretera a la altura del kilómetro 26.

Se tiene proyectado que las obras de reconstrucción en ese lugar para habilitar los cuatro carriles, sean terminadas a finales de julio.

Con la culminación de la obra de mitigación se beneficiará a más de 30,000 familias que utilizan dicha carretera para trasladarse. La vía conecta al occidente de El Salvador con el resto del territorio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here