Instagram

El Atlético Madrid se afianzó en el podio de LaLiga con una victoria sin grandes contratiempos (doblete de Morata y uno de Koke) ante el Mallorca, que a pesar de sus esfuerzos está en problemas cada vez más serios con respecto al descenso. El Atlético llega a 62 puntos (8 menos que el Barcelona) y estira la diferencia a 5 sobre el Sevilla, 4º en la clasificación. Cinco victorias y dos empates desde la reanudadión es el saldo para el equipo de Simeone.

El Mallorca salió a buscar el partido. Su arma principal: Kubo. Por momentos, el japonés fue imparable para la defensa del Atlético. Hábil y veloz, ocupando el lado derecho del ataque, pero inclinándose con insistencia hacia el lado de su pierna más hábil en rápidas diagonales, Kubo le mostraba el camino a sus compañeros. Por el lado del Atlético, las mejores situaciones aparecían cuando Joao Félix y Llorente conseguían desequilibrar a la defensa balear.

El penalti de Sedlar sobre Morata a los 25′ fue tan claro como tosco. El propio Morata se encargó de ejecutar… y fallar. Diego Reina adivinó que el balón iría a su derecha y lo contuvo con seguridad. Increíblemente, la revisión del VAR obligó a volver a ejecutar la pena por una invasión en el área de un jugadore del Mallorca (¿de quién? ¡Sedlar otra vez!).

Y en la segunda ocasión, Morata tuvo su revancha: lo mando alto y al centro para señalar, esta vez sí, el 1-0. Luego de la apertura del marcador, Atlético Madrid salió a rematar la faena. Y podría haberlo hecho en pocos minutos, de no ser porque Joao Félix no estaba en su noche más inspirada.

Simeone tuvo que esperar hasta la última jugada del primer tiempo para aflojar los nervios, de hecho, hasta los últimos segundos del tiempo de adición, cuando Morata puso el 2-0 que sonaba a resultado lapidario a esa altura. Para la segunda mitad, los rojiblancos dejaron que el Mallorca llevara el ritmo del partido sobre sus hombros, a la espera de liquidarlo en una contra. Fue Koke el encargado de poner cifras definitivas, a los 79′, cuando su disparo frontal se desvió en un defensa y descolocó a Reina.

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here