El sureste del condado de Los Ángeles se ha convertido en el epicentro del resurgimiento del coronavirus, según un análisis del Times de datos de salud del condado, el cual encontró que las infecciones se han disparado en sus comunidades latinas, mayormente en la clase trabajadora.

Desde la reapertura de la economía la propagación del virus ha ido aumentando rápidamente a través de fábricas, tiendas y otros lugares de empleo y en comunidades con mayores tasas de pobreza, más hacinamiento y muchos trabajadores esenciales que hacen que la economía funcione.

La región reportó más de 27.000 nuevos casos de COVID-19 en los últimos dos meses, la mayoría en el condado, por lo que el área ahora representa el 19% de las nuevas infecciones, aunque comprende solo el 12% de la población del condado, según muestra el análisis del Times.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here