Redacción: Naomi Villalobos


Luego que el presidente de El Salvador, Nayib Bukele anunciara que vetará, por segunda ocasión la propuesta de la Asamblea Legislativa del nuevo proyecto de reforma a la Ley Especial para el ejercicio del Voto desde el Exterior, debido a que no cumple con las condiciones establecidas por la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, hablamos con el vicepresidente salvadoreño, Félix Ulloa, ex Magistrado del Tribunal Supremo Electoral (1994 – 1999) y consultor internacional Electoral (2000 – 2017) en América y África, quien nos expresó su postura frente a este tema.

“Se está dando por tercera vez lo que se conoce como disenfranchisement (acción de despojar a una persona de su derecho al voto) en El Salvador, la primera vez se dio en el 2014, cuando los dos partidos políticos, Alianza Republicana Nacionalista (ARENA) y el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), quienes conforman la mayoría en la Asamblea Legislativa, se negaron a habilitar 80 mil Documentos Únicos de Identidad (DUI) que estaban vigentes en Estados Unidos, y que solamente se necesitaba modificar la dirección porque poseían la de El Salvador, eso le habría dado la oportunidad de votar a esos 80 mil salvadoreños.

Además, habían 50 mil DUIS que ya se encontraban vencidos, pero tenían su dirección actualizada en EUA, por lo que se le pide a la Asamblea que, mediante un decreto especial, permitiera que el DUI tuviera validez solo para votar”, recordó el vicepresidente.

En ese sentido, si la Asamblea hubiera aprobado ambos casos, 130 mil ciudadanos podrían haber sido aptos para votar, “pero qué hizo la Asamblea, dijo que no, y los ciudadanos que quisieran votar tenían que ir a tramitar nuevo DUI  para las elecciones del 2014”.

Fue de esa forma, que se habilitaron 16 Duicentros en 16 ciudades de Estados Unidos y 4 en Canadá, “un total de 20 de centros para una población de más de tres millones de salvadoreños que residen en esa en esa región, al final sólo votaron un poco más de 4,000”.

Según, el vicepresidente, el motivo porque los diputados no aprobaron ambas medidas se debió al miedo “la duda de los dos partidos era a quién iba a favorecer ese voto como ARENA tenía miedo que el voto fuera para el FMLN se oponía y el FMLN también tenía miedo que el voto fuera para ARENA, así que todos se pusieron de acuerdo y frente a la incertidumbre a quién iba a ir el voto, decidieron no habilitar a los 130 mil ciudadanos”.

Luego, en el 2019, se dio otro “mecanismo de violación del derecho” según Ulloa, y explica que “en esa ocasión tanto el FMLN como ARENA, si sabían para que quien iba a venir ese voto, un voto que iba a favorecer el presidente Bukele, ya se había expresado de manera significativa la diáspora”.

Es de esa manera que de nuevo se da un disenfranchisement , sin embargo, en dicha ocasión, no fue mediante una legislación que se bloqueó el voto en el exterior, sino que fue con medidas que tomó el Tribunal Supremo Electoral, ya que cambió el mecanismo para su inscripción en el padrón electoral.

En el 2014, los salvadoreños en el exterior, simplemente subían sus datos a un listado y luego se les enviaba la papeleta para que emitieran el sufragio, pero en el 2019, el Tribunal cambió esa forma, y en su lugar los ciudadanos, tenian que seguir, cinco pasos, llenar una ficha en línea, imprimirla, firmarla, escanearla, luego enviarla al TSE y ellos debían revisar que todo fuera en regla.

Ante, todo eso, el vicepresidente asegura que lo que se hizo fue “entorpecer” el derecho de votar de la diáspora y “bloquear” a los 300, 300 mil salvadoreños aptos para votar en Estados Unidos y Canadá, “Mi hija que vive en Otawa hizo todos los pasos y trato 10 veces de subirla escaneada, y las 10 veces el sistema le da error, error, porque la plataforma que tenía que usar para recibir la ficha llena de Canadá también no tenía soporte técnico” contó el mandatario.

Ahora, para las próximas elecciones del 2021, se está dando el tercer, disenfranchisement, un punto importante, es que los diputados de la Asamblea Legislativa, solo tienen 9 días para modificar la ley de voto en el exterior, el próximo 28 de febrero es el último día para tomar medidas de carácter electoral porque un año antes que empiece el proceso electoral ya no se pueden hacer cambios a la legislación.

“O sea que el 28 de febrero se cierra toda posibilidad de hacer cambios, y eso qué quiere decir que como la Asamblea no cumplió, y ha tenido varios años, no varios días, ni varias semanas, sino que varios años para cumplir esta sentencia y no lo ha hecho y a última hora quiere hacer las cosas, y no hacerlas bien, según la orden que dio la Sala de lo Constitucional”.

Recordemos que, en el 2016, la Sala de lo Constitucional, ordenó a la Asamblea Legislativa regular que los salvadoreños en el exterior puedan votar y postularse a cargos públicos en las elecciones para diputados y alcaldes.

Tras varios incumplimientos, la Sala fijó que estos derechos sean garantizados para las próximas votaciones de febrero de 2021.

Sin embargo, hasta el momento no se ha cumplido con dicha sentencia, “los diputados no han legislado de la forma en que debe ser porque tiene miedo del voto de castigo que la diáspora va a aplicarles, porque lo único que se está pidiendo es la creación de un registro electoral que permita que toda la gente pueda inscribirse, así como la hacemos en El Salvador, y que no se les pida a todos los ciudadanos en el exterior más de lo que le piden a lo que estamos aquí en el país”.

Ulloa, asegura que si los diputados no han legislado para hacer cumplir el derecho de todos los salvadoreños es por falta de voluntad “lo que se quiere es limitar la participación de la diáspora, dejaron el debate hasta el último momento, y ante eso pretenden que se adopte cualquier medida, porque ante la premura y la presión del tiempo piensa así se va a ir, como se estaba acostumbrado a hacer en legislaciones pasadas”.

También, es importante recalcar que el Ejecutivo presentó la propuesta al Legislativo en donde se tomaban en cuenta todos los puntos que ordenaba la Sala de lo Constitucional “No le corresponde al Ejecutivo hacerle la plana al Legislativo, sin embargo el Gobierno consciente de que el pueblo quiere votar y que tiene el derecho a hacerlo, ya que se reconoce todo el aporte que hacen al país, es de esa forma que presidente ordenó que se presentara la propuesta, así se hizo y los diputados todavía tienen tiempo para aprobarla”.

Uno de los puntos más importantes de la resolución de la Sala es que los ciudadanos al mismo tiempo que puedan ejercer el derecho al voto, puedan optar a ser elegidos en comicios legislativos y municipales.

“Es un tema del que vengo hablando hace tiempo, yo he propuesto que se puedan elegir 5 integrantes en Estados Unidos y dos en Canadá, para que formen parten de la Asamblea, porque el 80% de nuestra diáspora se agrupa en esos dos países”, afirmó el vicepresidente.

Ante esa situación, el vicepresidente Ulloa, hace un llamado a toda la diáspora salvadoreña para que demande el derecho a elegir y ser electos, “ese es el derecho que fue ratificado por la Sala de lo Constitucional y cuya regulación se le ordenó a la Asamblea Legislativa desde hace varios años, no hay que quitar el dedo del renglón de que los salvadoreños residentes en el exterior tienen el derecho al sufragio activo y a sufragio pasivo, no hay que pedirle menos a la Asamblea Legislativa”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here