Nelson Cruz, director ejecutivo de FUSALMO.

Redacción. Naomi Villalobos.

La Fundación Salvador del Mundo (FUSALMO), fue fundada en el 2001 en El Salvador, con el propósito de crear procesos educativos integrales y proyectos flexibles que responden a las necesidades de la niñez, adolescencia y juventud de zonas de mayor población y vulnerabilidad, hablamos precisamente con Nelson Cruz, director ejecutivo de la fundación, quien nos contó un poco más de la gran labor que realizan.

 

“FUSALMO nace a través de una iniciativa del gobierno de El Salvador con el gobierno de España, en la cual se buscaba crear espacios grandes de convivencia y así es cómo surge la idea de crear los centros juveniles salesianos”.

Cruz, contó que fue de esa forma que el gobierno salvadoreño buscó a los salesianos para ofrecerles la construcción de estas obras “los fondos vienen de un préstamo que se hace a España, luego El Salvador se lo da en donación a FUSALMO”, explicó el director; los salesianos llegan a un acuerdo con el gobierno para la creación de la fundación y es de esa forma que nace legalmente el 16 de agosto de 2001.

FUSALMO Centro Juvenil Salesiano Soyapango/ Fotografía cortesía.

Los primeros centros que se construyen son en Soyapango y San Miguel, luego en el 2006 fue el Centro Cultural que se encuentra en el mismo predio de la Ciudadela Don Bosco, “pero es un área que corresponde a FUSALMO” explicó Cruz y para el 2010, se finaliza la construcción en Santa Ana.

Es de esa forma que hasta la fecha FUSALMO, cuenta con 4 sedes en todo El Salvador, trabajo que no ha sido fácil como nos contó su director, “el principal reto que hemos tenido es la implementación de programas para jóvenes en donde éstos sean centros abiertos y no centros que sean orientados a determinadas sectores de la juventud”.

Lo que FUSALMO busca, es que sean centros “neutrales” donde a todos los jóvenes se les brinden las mismas oportunidades, independientemente de su raza, religión de su condición económica, entre otros, “mantener ese principio ha sido un reto, pero gracias a Dios hemos logrado mantener esa neutralidad y beneficiar a cientos de jóvenes, sin hacer ninguna distinción”, aseguró el director.

A lo largo de todos estos años FUSALMO, ha acumulado una sólida experiencia, logrando atender cada semana en sus instalaciones a un promedio de 7,500 niños, niñas y jóvenes en sus diferentes programas, extendiendo este trabajo a los 14 departamento y más de 100 municipios a nivel nacional.

Incidencia a nivel nacional

  • 391,488 beneficiarios directos (niñas, niños, adolescentes, jóvenes, docentes, directores, madres y padres de familia).
  • 14 departamentos de El Salvador y más de 100 municipios.
  • 1,106 Centros Escolares beneficiados.

Todo ese esfuerzo, los ha llevado a superar uno de los retos más importantes, la sostenibilidad de los centros y su mantenimiento “hemos buscado diferentes apoyos a nivel de la empresa privada, de instituciones de gobierno, a nivel de la cooperación internacional y cualquier otro apoyo que nosotros podamos encontrar, ya sea en efectivo o en especie”, explicó Cruz.

Es importante resaltar, que el gobierno salvadoreño dio los fondos iniciales para lograr construir los centros, sin embargo, FUSALMO no cuenta con una asignación de recursos para su mantenimiento, “ningún gobierno ha designado fondos para el mantenimiento de los centros, si se ha contado con  fondos específicos, para desarrollar programas específicos, se ha trabajado en proyectos con el Ministerio de Educación, Ministerio justicia, Instituto Salvadoreño Para el Desarrollo Integral de la Niñez y la Adolescencia (ISNA), Instituto Nacional de los Deportes de El Salvador (INDES)”.

Pese a que no cuenta con recursos gubernamentales asignados, FUSALMO ha logrado, seguir cambiando la vida de cientos de niños, niñas y jóvenes, a través de sus 4 líneas estratégicas de trabajo, Educación Integral Liberadora, Participación y Protagonismo Juvenil, Tecnología Educativa y la Gestión Sociolaboral.

El programa de Educación Integral Liberadora tiene más de 16 años de existencia y es considerado como el principal de la fundación, además, este nació con cuatro componentes principales, computación, deportes, valores y medio ambiente, es un programa en el cual se atienden a estudiantes de centros educativos del sector público que viven en situaciones de vulnerabilidad, pobreza y poca infraestructura para deportes y carencia de centros de cómputo”.

También, se encuentra el programa de Participación y Protagonismo Juvenil, este es un espacio dentro de la estructura de FUSALMO, dirigido siempre jóvenes y que tiene como objetivo propiciar la organización de la juventud en redes de incidencia para el desarrollo de sus comunidades de vida y educativas, participando activamente en la construcción de políticas de juventud a nivel nacional y local.

Asimismo, el programa cuenta con cuatro componentes, escuelas deportivas, escuela de artes, oratorio festivo y red de juventudes y voluntariado.

Las escuelas deportivas de FUSALMO estan abiertas para todos los jóvenes / Fotografía cortesía.

Estamos hablando de la escuela deportiva, es decir que de forma abierta se le da la posibilidad a la juventud de la zona de que puedan formar parte de cualquiera de nuestras escuelas, ya sea de fútbol, baloncesto, patinaje, atletismo, taekwondode, danza y otros deportes”.

El tema de artes se desarrolla en el Centro Cultural y también es abierto para todos los jóvenes, mientras que en el oratorio “es un programa de los salesianos que ver con torneos deportivos, pero con un componente espiritual y salesiano”, explicó el director.

También, en el componente de juventudes y voluntariado se busca el protagonismo juvenil y que todos los jóvenes participan de un voluntariado debidamente organizado y que se motiven a superarse.

Otro de los programas con los que cuenta FUSALMO, es el Tecnología Educativa, donde el objetivo principal, según nos contó Nelson Cruz, es incentivar la capacidad creativa, lógica e inventiva de las niñas, niños y jóvenes, así como facilitar la construcción de conocimientos, con la finalidad que tengan una opción vocacional tecnológica, mejoren sus competencias e incidan en su realidad cotidiana transformándola.

Dentro de este programan, se encuentran los componentes de, robótica educativa, cisco networking academy, academia de inglés, imprenta digital, videojuegos, emprendimiento, certificaciones tecnológicas y educación virtual.

Dentro de esta área, se encuentra una de las partes más fundamentales de todo el aprendizaje en FUSALMO, con los STEAM+ LAB, un concepto que tiene como propósito contribuir a la educación de las niñas, niños, adolescentes y jóvenes por medio de la tecnología.

STEAM+ LAB / Fotografía cortesía.

Los STEAM+ LAB “están formados con el concepto i4 (innovación, incidencia, inclusión e impacto), más el enfoque STEAM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería, Arte, Matemáticas); de esta manera se está apostando a nuevas y mejores herramientas tecnológicas que les permitirán el desarrollo de competencias y habilidades”, contó Cruz.

Dentro de los STEAM+ LAB los jóvenes pueden desarrollar su talento en robótica, mecatrónica, domótica, desarrollo de software, diseño gráfico, multimedia, estos son los grandes eslabones que se ofrecen para su crecimiento y su orientación vocacional.

Por último, FUSALMO también cuenta con el programa de Gestión Sociolaboral, Nosotros capacitamos a los a jóvenes para que ellos se insertan en el mercado laboral, les proporcionaos herramientas que les permitan el desarrollo de habilidades personales, sociales y laborales, es decir, todo el apoyo el tema de formación laboral, los ayudamos para que se inserten a una empresa y luego le damos seguimiento”.

Lo que busca la fundación a través de todos sus programas es que los niños, niñas y jóvenes, tengan una experiencia diferente a la que viven en su día a día, “lo que buscamos es lograr cambiar la mentalidad del joven, en el sentido de que se convierte en un líder positivo, que encuentre un proyecto de vida”.

Ahora, las proyecciones para FUSALMO son “seguir buscando la forma de mejorar nuestras instalaciones, seguir innovando las formas de educación para darle lo mejor a todos los jóvenes que asisten a nuestros centros, mejorar nuestros ambientes en temas deportivos, tecnológicos y en general todo nuestro ambiente, para propiciar un ambiente agradable y convertirnos en un modelo a seguir en El Salvador”.

Centro Cultural de FUSALMO / Fotografía cortesía.

Para finalizar, el director ejecutivo, hizo un llamado a todas las personas, instituciones o cualquier interesado en ayudar a hacerlo, para poder seguir dándole un mejor futuro a todos estos niños, niñas y jóvenes “estamos muy agradecido por el apoyo que nos brindan los diferentes sectores, pero que eso nunca es suficiente, tomando en cuenta las grandes necesidades que hay, así que cualquier apoyo que las empresas, instituciones, de nuestros compatriotas que están en Estados Unidos, si nos puedan apoyar, con el mayor de los gustos nosotros lo aceptamos,  nuestros programas están aquí disponibles para los jóvenes, pero si tuviéramos más recursos podríamos hacer más”.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here