Las empresas de transporte Uber y Lyft tendrán que tratar a sus conductores de California como trabajadores de la empresa y no como autónomos, según ha sentenciado un juez de dicho Estado el pasado lunes.

El Estado de California aprobó cumplir una ley este año conocida como AB5 que exigía a este tipo de compañías a extender prestaciones a sus trabajadores por lo que Uber y Lyft enfrentaban una demanda del fiscal general de California, Xavier Becerra, para que cumplieran dicha ley, esto después de que ambas se negaran a hacerlo.

El fallo del juez obligaría a ambas compañías a proporcionar a sus empleados prestaciones legales, como lo son un seguro médico y baja medica pagada si la necesitan, según ha publicado la compañía estadounidense de asesoría financiera Bloomberg.

«El fallo de hoy implica que Uber y Lyft deben poner fin a sus acciones fuera de la ley que niegan prestaciones y protección a conductores que las necesitan urgentemente», ha afirmado el conductor de Uber Mekela Edwards, miembro de We Drive Progress, en declaraciones por escrito a Business Insider.

Las dos compañías planean recurrir el fallo, asegurando que cumplirlo supondría un enorme lastre para sus ingresos y que podría obligarles a cerrar sus aplicaciones en California.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here