Jue. Feb 9th, 2023
Escucha este artículo

La selección de Argentina se citó con Croacia en las semifinales del Mundial de Catar tras eliminar este viernes a Países Bajos en la tanda de penaltis (2-2, 3-4), después de que el meta ‘Dibu’ detuviera las dos primeras penas máximas y que Lautaro Martínez anotara el definitivo.

Aunque Molina adelantó a la albiceleste en el 35′ y Messi puso el 0-2 en el 73′, Países Bajos desató la locura tras empatar el encuentro con un doblete de Weghorst. Primero tras un cabezazo en el 83′ y después tras finalizar una falta ensayada en el último minuto del descuento que forzó la prórroga.

Messi creo una gran jugada pasa dar la asistencia del primer gol del encuentro.

La selección de Argentina selló su pase a semifinales del Mundial este viernes al superar en los penaltis a la de Países Bajos en el Lusail Iconic Stadium, con dos paradas vitales del Dibu Martínez, para citarse el martes 13 con Croacia, victoriosa también desde los 11 metros sobre Brasil, por un puesto en la final de Catar 2022.

Los cruces de cuartos no dejaron indiferente a nadie en sus dos primeras entregas. Croacia eliminó a la pentacampeona y, después, en el Lusail Iconic Stadium donde se jugará la gran final, Argentina salió de un lío inesperado para mantener su camino a la tercera estrella 36 años después. El guión fue perfecto para los de Scaloni: 0-2 y sin sufrir, pero la ‘Oranja’ se rebeló y de qué manera.

Un doblete de Weghorst dejó un gol para la historia de los Mundiales cuando, en la última, Países Bajos firmó una jugada ensayada, con pase al delantero entre la melé, en una falta en la frontal para forzar la prórroga en el minuto 101. Con todo, Argentina fue mejor en el tiempo extra, con varias ocasiones buenas para evitar una tanda en la que el ‘Dibu’ fue el héroe y Lautaro Martínez quien marcó el penalti de semifinales.

La doble campeona del mundo volvió a frustrar el camino neerlandés, como en semifinales de Brasil 2014 también en los penaltis. La misión argentina avanzó con mucho sufrimiento, a pesar de que Messi, que ya se soltó ante Australia en octavos, volvió a ser decisivo ante la rocosa ‘Oranje’ en busca del cetro mundial.

La igualdad eso sí imperó en el primer tiempo, con ambos equipos serios en el centro del campo, sin regalos. Con todo, el equipo de Scaloni parecía ganar a los puntos, con algún robo y alguna llegada más, jugándose la primera media hora en campo europeo.

Memphis y Bergwijn se encontraron por dentro con peligro para sacar a Países Bajos de la cueva, recordando a su rival que así llegó hasta los cuartos en Catar. Sin embargo, la ‘Oranje’ parecía haber exprimido su jugo antes de citarse con el equipo sudamericano.

De Paul tuvo una que Messi hubiese mandado a guardar en la frontal y, en la siguiente, el ’10’ apareció en la conducción, se fue de dos rivales y puso un pase increíble a la internada de Molina. El jugador del Atlético de Madrid lo hizo perfecto también: control orientado y otro toque al balón para hacer el 0-1.

Los de Scaloni rompieron el muro de Van Gaal con la calidad del siete veces Balón de Oro y el partido se abrió para mayor riesgo de Países Bajos. Argentina no dudó en apretar de ahí al descanso y, en el inicio del segundo tiempo, se mantuvo serena y firme ante un rival casi inoperante en campo contrario.

Apenas generó peligro el equipo de Van Gaal, volviendo a las sensaciones de dudas de su arranque en Catar pero esta vez sin el gran consuelo del gol. La albiceleste encontró los huecos en el robo, montó contras con peligro, pero el 0-2 llegó en un penalti inocente de Dumfries sobre Acuña. El colegiado español Mateu Lahoz, que agradecía entonces el partido tranquilo, lo tuvo claro.

DEL 0-2 A LA UNA REACCIÓN INCREÍBLE

Messi agarró el balón y lo puso en el lateral, imposible para Noppert, con 20 minutos para el final (0-2). El del PSG tuvo también una falta directa para aumentar la renta. Entonces, desde el banquillo holandés se empezó a gestar el sorpresón. A través del juego no sacó nada potable Países Bajos y Van Gaal quemó naves apostando por el juego directo, primero con Luuk De Jong y, después, con un Weghorst que nada más entrar hizo de cabeza el 1-2 en el 83′.

A Argentina le temblaron las piernas y se metió atrás, con Berghuis rozando el 2-2 tras un balón bajado del cielo por De Jong. El susto, como el que sufrieron también ante Australia, se alargó ya hasta el pitido final en el minuto 102 y a Mateu Lahoz se le animó también su labor con el pique entre ambas selecciones.

La doble campeona del mundo se defendió con todo pero en una falta en la frontal, Países Bajos obró el milagro con Weghorst haciendo el 2-2 en el largo descuento. Todo el mundo esperaba el lanzamiento directo, pero Koopmeiners buscó el pase para el doblete de su compañero. En la prórroga, Argentina recuperó el papel dominador y ofensivo, con buenas ocasiones de Messi y Lautaro.

El “Dibu” Martínez fue decisivo en la tanda de penales.

Países Bajos tuvo la revancha en la mano, pero fueron las del ‘Dibu’ las que ganaron el pase a semifinales deteniendo los lanzamientos de Van Dijk y Berghuis. Van Gaal y su selección sufrieron el mismo destino de 2014 y una eliminación cruel en su racha invicta desde la pasada EURO, que pone a Argentina un paso más cerca de reinar de nuevo y coronar a Messi.

 14,756 total views,  2 views today

Facebook Comments Box
Compartir esta nota
error: Contenido protegido