Editor 29/12/2020

El Futbol Club Barcelona empató este martes en el Camp Nou en la jornada 16, contra el Eibar (1-1), uno de los equipos que se encuentra en los últimos puestos de la tabla de posiciones de la liga.

Sin Messi el Barcelona empató en casa contra el Eibar y cerró un año para el olvido, debido a su nivel de juego que ha mostrado en lo que va de la temporada. El astro argentino tuvo que observar el partido desde las gradas ya que fue descartado por su recuperación de la lesión en su tobillo derecho.

El cuadro catalán tuvo la oportunidad de ponerse en ventaja desde temprano en el duelo, porque el VAR intervino antes de los 10 minutos para marcarle al árbitro una infracción contra Junior Firpo en el área que no había sido detectada inicialmente por el juez, quien tras revisar la acción cobró penal. Martin Braithwaite se hizo cargo de la ejecución, pero su remate bajo y cruzado se fue demasiado ancho y por lo tanto el marcador no se movió.

Para el segundo tiempo, el entrenador holandés desarmó la línea de tres en el fondo y mandó a la cancha a Ousmane Dembélé en lugar de Sergiño Dest y volvió a los cuatro defensores con Óscar Mingueza como lateral derecho. Esos cambios le cambiaron la imagen al equipo que empezó a tener profundidad.

Cuando parecía que el Barcelona dominaba, llegó lo inesperado. Ronald Araújo, quien no había mostrado fallas, se distrajo cuando tenía el balón en su poder y estaba parado como último hombre, perdió la noción de donde estaba el esférico y el delantero Kike García aprovechó para quitársela con facilidad, escapar cara a cara con Ter Stegen y definir para el 1 a 0.

Koeman sacó de inmediato a Griezmann y a Pjanic para darle minutos a Coutinho y a Trincao, para ir por el triunfo. Después de sufrir el 0-1, el conjunto catalán tuvo su premio en un desborde de Junior Firpo por izquierda que acabó con una pelota cruzada hacia el otro lado del área en donde esperaba Dembélé, quien definió con su pierna derecha.

Sobre el final, Koeman mandó al campo de juego a Riqui Puig, ya con el equipo completamente desarmado y buscando de alguna manera llegar al segundo tanto, algo que no terminó sucediendo por lo que el Barcelona volvió a dejar puntos en el camino en una Liga que parece ya imposible. Lo peor además fue que Coutinho acabó lesionado y se espera el informe por el parte médico que se dará a conocer en las próximas horas.

Compartir

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *