Créditos: Martin Str en Pixabay

Un ex propietario puertorriqueño de acuarios, fue sentenciado a un año y un día en presión federal por delitos de violación de la Ley Lecey, la cual  involucra el tráfico y etiquetado falso de criaturas protegidas de arrecifes, anunció el Departamento de Justicia.

De acuerdo a las autoridades, de 2013 a 2016, Arístides Sánchez, fue el propietario del negocio de acuarios de agua salada con sede en Arecibo, Wonders of the Reef Aquarium. El negocio se dedicaba a la venta de especies marinas nativas del Puerto Rico.

Asimismo, Sánchez, envió especímenes vivos a clientes en los Estados Unidos continentales y países extranjeros, etiquetando falsamente cada envío para que estos no fueran descubiertos. El sentenciado se refería a los organismos marinos como «suministros para mascotas», «suministros para acuarios», «luces LED» u objetos inanimados similares en las etiquetas de envío y facturas.

Sánchez fue sentenciado a un período de libertad supervisada de dos años y 120 horas de servicio comunitario, agregado al año en prisión. El tribunal también prohibió a Sánchez recolectar o adquirir vida marina, enviar vida marina fuera de la isla y bucear y hacer esnórquel en Puerto Rico.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Contenido protegido