Slide
Slide
previous arrow
next arrow

La organización Médicos Sin Fronteras (MSF), informa este domingo 31 de enero en un comunicado oficial y condena el ataque sufrido por un equipo de ambulancias en el Reparto Las Cañas de Ilopango del mismo día a las 3:07 de la madrugada por parte de un grupo armado.

Por lo tanto, MSF recuerda que como organización médico-humanitaria opera bajo los principios de neutralidad, imparcialidad e independencia y renueva su llamado para que los grupos armados respeten los servicios médicos.

Los integrantes del equipo, un médico y un auxiliar de enfermería y conductor, fueron detenidos al llegar al Reparto Las Cañas adonde se dirigían a responder una llamada urgente. Fueron obligados a bajar del vehículo, interrogados, amenazados y agredidos. Tras lograr zafarse de sus asaltantes y una vez a salvo, recibieron la atención médica necesaria por heridas leves y contusiones.

Ante estos atentados la organización expresa: “las actividades de MSF quedarán suspendidas hasta que se esclarezcan las causas de este incidente y se garantice la seguridad d sus equipos”.

El coordinador de terreno de MSF en San Salvador, Luis Romero explicó: “Pese a ser un incidente inusual, dado que no hemos tenido problemas de seguridad de esta índole desde que iniciamos nuestro trabajo en El Salvador en 2018, nos vemos obligados a suspender nuestras actividades hasta que esclarezcamos los detalles de este hecho violento”.

Asimismo, destacó el compromiso y responsabilidad de MSF “Nuestros equipos deben trabajar con seguridad para poder llegar a aquellos que más lo necesitan, estén donde estén, es por ello que la misión médica debe ser respetada por todos”. Por lo tanto, la organización no brindará más valoraciones hasta no tener aclarados los detalles de lo sucedido esta madrugada.

Compartir

Por Editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Contenido protegido