Slider
Editor 31/03/2021

El asambleísta de Los Ángeles Miguel Santiago junto a una coalición de legisladores y defensores de los servicios financieros se unieron para anunciar una legislación histórica que ofrecería una cuenta bancaria sin cargo ni penalización para los californianos.

Por ello, la Ley de Opciones de Banca Pública de California (AB 1177), también conocida como BankCal, crea una plataforma de servicios financieros con las instituciones financieras existentes para cerrar la brecha de riqueza racial cada vez mayor alimentada por la exclusión de las comunidades de color de bajos salarios de los servicios bancarios básicos.

“Las familias de California están perdiendo cientos de millones de dólares en tarifas al año a manos de los prestamistas de día de pago y las tiendas de cambio de cheques que se aprovechan de los más vulnerables. Con BankCal, más familias podrán conservar el dinero que han ganado, poner comida en la mesa y aumentar sus ahorros”, dijo el asambleísta Miguel Santiago, autor principal de AB 1177.

Según los datos de la encuesta de la FDIC, uno de cada cuatro hogares de California y casi la mitad de los hogares negros y latinos de California no cuentan con servicios bancarios o no cuentan con servicios bancarios. Eso significa que carecen de una cuenta bancaria o pagan un alto precio por transacciones financieras básicas como cobrar su cheque de pago.

Santiago explicó que las familias de California están perdiendo cientos de millones de dólares en tarifas al año a mano de prestamistas de día de pago y las tiendas de cambio de cheques que se aprovechen de los más vulnerables.

“No podemos crear una economía estable cuando los hogares económicamente desatendidos gastan un promedio del 10% de su salario neto en tarifas e intereses solo para acceder a su propio dinero y pagar facturas. Crear una opción pública para la banca y cerrar la brecha de riqueza racial no es solo un imperativo moral, sino que también crea una mayor seguridad financiera para todas nuestras comunidades”, agregó Santiago.

Cabe mencionar que BankCal es una plataforma de servicios financieros públicos que ayudará a nivelar este campo de juego, en particular para los californianos de ingresos bajos y medianos, al ofrecer acceso universal a herramientas estándar de autonomía financiera que los asalariados más altos dan por sentado, eliminando la necesidad de explotar alternativas a la banca tradicional y reduciendo el riesgo de catastróficas espirales descendentes.

Mencionar que María del Carmen Bentancourt es una de los millones de californianos sin cuenta bancaria. Ella ha trabajado en McDonald’s durante 14 años y gana $14.36 la hora, que usa para ayudar a pagar el alquiler, los comestibles, un pase de autobús y para pagar un préstamo que tomó para ayudar a pagar la reciente hospitalización de sus padres y su hermana.

“Me encantaría tener una cuenta bancaria porque podría estar ahorrando el dinero que estoy gastando para cobrar mi cheque de pago, pero las tarifas para mantener una cuenta bancaria son demasiado altas y no siempre tengo suficiente dinero para cumplir con los requisitos de saldo”, Dice María del Carmen Bentancourt.

Compartir

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido protegido