Editor 09/01/2021

La Corporación Financiera Internacional (IFC), miembro del Grupo Banco Mundial, ha pactado con la Federación de Cajas de Crédito y de Bancos de los Trabajadores FEDECRÉDITO, en El Salvador, el primer financiamiento con un enfoque de género respaldado por remesas familiares generadas principalmente desde los Estados Unidos.

Según lo pactado, la innovadora operación busca ampliar los préstamos dirigidos a negocios liderados por mujeres y las micro, pequeñas y medianas empresas (MiPymes), que representan el 96% de las compañías registradas en el país centroamericano.

Para abordar el desafío, IFC otorga a FEDECRÉDITO un financiamiento a largo plazo por $60 millones de dólares, respaldado por derechos de pago diversificados (DPR, por sus siglas en inglés), que extenderá los préstamos dirigidos a MiPymes salvadoreñas, y particularmente los negocios liderados por mujeres.

La Gerente de IFC para Centroamérica, Sanaa Abouzaid, dijo: “Este tipo de financiamiento no está disponible fácilmente en El Salvador, pero con la pandemia del COVID-19 es importante aportar al mercado financiero herramientas innovadoras para movilizar fondos al sector privado, y muy especialmente a las pequeñas empresas”.

Por su parte, el presidente y CEO de FEDECREDITO, Macario Rosales dijo: “reconocemos el papel importante que juega la micro, pequeña y mediana empresa en la economía del país, así como las personas de bajos ingresos en estos momentos difíciles. Es por ello, que en nuestro rol nos llena de orgullo aliarnos nuevamente con IFC para continuar trabajando en ofrecer opciones innovadoras que permitan ampliar el acceso a financiamiento de estos segmentos y promover la recuperación económica de nuestro querido El Salvador”.

De acuerdo a la inversión de IFC a FEDECRÉDITO, incorpora un mecanismo de financiación combinado de la Iniciativa de Mujeres Empresarias (We-Fi, por sus siglas en inglés), que otorga incentivos para la provisión de crédito a Pymes lideradas por mujeres. Además, con su programa Banca Mujer, IFC asesorará y compartirá mejores prácticas internacionales para ayudar a FEDECRÉDITO a potenciar su propuesta de valor para este mercado.

Así mismo al tratarse de la primera transacción DPR con un enfoque de género a nivel mundial, que destinará fondos para emprendimientos productivos liderados por mujeres, El Salvador se convertirá en una vitrina para el resto de los países en Centroamérica que también dependen en gran medida de las remesas.

Compartir

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *