Jue. Jul 25th, 2024

¿Sabía que noviembre es el Mes Nacional de la Diabetes? La diabetes es una enfermedad que se produce cuando el nivel de glucosa en la sangre (azúcar en la sangre) es demasiado alto. Es importante que las personas con diabetes tengan en cuenta la nutrición y la manipulación segura de los alimentos para mejorar su salud y bienestar. 

Elija bien los alimentos


Revise el tamaño de la porción
 y la cantidad de porciones que bebe o ingiere para determinar cuántas calorías y qué cantidad de nutrientes consume.Entienda qué cantidad de calorías necesita. Una guía general en la asesoría en temas de nutrición recomienda 2,000 calorías al día, pero las necesidades calóricas varían. Puede identificar la cantidad de calorías que usted requiere utilizando la tabla Estimación de calorías diarias necesarias. Utilice el porcentaje de valor diario (%VD o  % DV en inglés) para determinar si una porción del alimento es alta o baja en un nutriente específico y para comparar los productos alimenticios (recuerde asegurarse de que el tamaño de la porción sea el mismo). Como guía general:

  • Un VD del 5 % o menos por ración para un nutriente se considera bajo.
  • Un VD del 20 % o más por ración para un nutriente se considera alto.

Consuma una dieta rica en fibra alimentaria, vitaminas y minerales. Elija alimentos que contengan una cantidad mayor de los nutrientes que más desea ingerir y menor de los que prefiere limitar. Con mayor frecuencia, elija alimentos que sean:

  • Más altos en fibra alimentaria, vitamina D, calcio, hierro y potasio.
  • Más bajos en grasas saturadas, sodio y azúcares añadidos.

Cuando coma fuera, utilice la información calórica de los menús para elegir la mejor opción para usted.

 Los establecimientos que cumplen con los requisitos de etiquetado de menús que estipula la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) también disponen de información nutricional adicional si se solicita. Esta información puede ayudarle a tomar decisiones saludables e informadas sobre opciones de comidas y refrigerios.

Manipule los alimentos de manera segura

Las personas con diabetes son más propensas a enfermarse por las bacterias que causan las enfermedades transmitidas por los alimentos, también llamadas «intoxicaciones alimentarias», y tienen más probabilidades de que la enfermedad dure más tiempo, necesiten hospitalización o incluso morir. Los alimentos que presentan más riesgos generalmente se clasifican en dos categorías:

  • Frutas y vegetales frescos crudos.
  • Algunos productos de origen animal, como la leche no pasteurizada (cruda); los huevos, la carne, las aves, el pescado y los mariscos crudos o poco cocidos; los fiambres; los hot dogs recalentados indebidamente; y las ensaladas que contienen productos de origen animal como mariscos, jamón o pollo que se preparan fuera de casa.

Cualquier persona diabética o que prepare alimentos para diabéticos también debe seguir cuidadosamente los cuatro pasos para la seguridad alimentaria:

  1. LIMPIAR: lávese las manos y limpiar las superficies con frecuencia
  2. SEPARAR: separe las carnes crudas separadas de otros alimentos
  3. COCINAR: cocine a la temperatura adecuada
  4. ENFRIAR: refigere los alimentos rápidamente

FUENTE U.S. Food and Drug Administration

Facebook Comments Box
Compartir esta nota
error: Contenido protegido