El Departamento de Salud Pública del Condado de Los Ángeles (Salud Pública) aplaude a la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés) por anunciar que durante el próximo año seguirá adelante con los estándares propuestos para los productos de tabaco con el objetivo de prohibir el mentol en los cigarrillos, que se han promocionado fuertemente en las comunidades afroamericanas, LGBTQ y de adultos jóvenes.

Los estudios han demostrado que a las personas que fuman cigarrillos mentolados les cuesta mucho más dejar de fumar que a quienes fuman cigarrillos tradicionales. El mentol y otros sabores en tabaco pueden alentar la experimentación para los jóvenes y los que fuman por primera vez, ya que el sabor a menta reduce la sensación en la garganta como la irritación del tabaco. 

Según la encuesta de fumadores jóvenes de California de 2018, los estudiantes de preparatoria en el condado de Los Ángeles que indicaron que fumaban cigarrillos dijeron que regularmente fuman cigarrillos con sabor a mentol/menta.

Por años, la industria del tabaco ha intencionalmente dirigido sus campañas de promoción a las comunidades afroamericanas, latinas/latinx, LGBTQ, jóvenes y personas con bajos ingresos con el fin de aumentar las ventas de sus productos adictivos y mortales. 

Como parte de los esfuerzos de toda la comunidad para poner un fin a estas tácticas publicitarias, un grupo de organizaciones religiosas se unieron para crear el «Domingo sin mentol» (No Menthol Sunday). En el evento de este año, titulado «Un nuevo día» (A New Day), que se realizó el domingo, 16 de mayo de 2021, iglesias y organizaciones religiosas se centraron en los efectos nocivos de los cigarrillos mentolados. En el evento también se proporcionó información y recursos gratuitos o de bajo costo para ayudar a los fumadores en sus viajes hacia vidas saludables y libres del tabaco.

Los Angeles County Public Health

«El Condado de Los Ángeles siempre ha sido un líder en el control del tabaco. Abrió el camino en el año 2019 con la prohibición de la venta de todo tipo de productos de tabaco saborizado, incluyendo los cigarrillos mentolados», dijo la presidenta de la Junta de Supervisores del Condado de Los Ángeles, Hilda L. Solis, supervisora del Primer Distrito. 

«Durante demasiado tiempo, las grandes compañías tabacaleras destruyeron vidas, sueños y futuros, promocionando sin ningún tipo de pudor sus productos mortales a nuestros grupos más vulnerables. Seguiremos luchando para que se valore y se proteja la vida y la salud de cada una de las personas», agregó Solis

«Salud Pública felicita a la FDA por haber dado este paso histórico que apunta a poner un freno a los continuos esfuerzos de la industria del tabaco por atraer nuevos fumadores a un producto saborizado que es altamente adictivo y mortal. Las acciones de la FDA aportarán beneficios significativos para la salud pública y promoverán la equidad en salud, ya que intentarán revertir el daño financiero y a la salud que ha causado la adicción al tabaco a muchas generaciones«, expresó Barbara, Directora de Salud Pública. 

«Todavía queda mucho por hacer, y seguiremos asociándonos con organizaciones comunitarias y religiosas para ayudar a las personas a dejar de fumar y ayudar a los jóvenes a vivir sin tabaco», añadió Ferrer.

Fuente: The Los Angeles County Department of Public Health.

Compartir

Por sorto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Contenido protegido