Dom. Abr 21st, 2024

La escalada de la violencia en la que vive sumida Puerto Príncipe ha llevado a que más de 50.000 personas hayan abandonado en las últimas tres semanas la capital de Haití, según un recuento de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), que atribuye a la inseguridad el 83 por ciento de estos desplazamientos.

En concreto, la agencia de la ONU tiene constancia de 53.125 desplazados entre el 8 y el 27 de marzo. Se trata de personas que buscan una mínima seguridad en otras zonas de Haití, un país que vive sumido en el caos político y social y que arrastra una grave crisis humanitaria.

El 68 por ciento de quienes huyen de Puerto Príncipe ya habían tenido previamente que abandonar sus hogares en la capital y el 59 por ciento confiesa que se quedará en otras provincias el tiempo que sea necesario, sin anticipar por tanto una fecha de vuelta.

La OIM recoge en su informe que seis de cada diez de las personas huídas de la región metropolitana de Puerto Príncipe han recalado en el departamento sur, donde ya hay más de 116.000 desplazados. El 96 por ciento tiene claro en cualquier caso que no saldrá de Haití, si bien un 3 por ciento aspira a cruzar a República Dominicana.

La organización ha enfatizado que «las provincias (haitianas) no tienen suficientes infraestructuras y las comunidades de acogida no tienen suficientes recursos» para responder al flujo «masivo» de las últimas semanas, en previsión de que éste siga también aumentando a corto plazo.

La ONU estima que más de 360.000 personas viven fuera de sus hogares en Haití, en su mayoría en campamentos improvisados donde las condiciones son también precarias.

Loading

Facebook Comments Box
Compartir esta nota