Slider
Editor 26/02/2021

La Universidad Centroamericana José Simeón Cañas UCA se pronunció este 26 de febrero a través de un comunicado con el título “Solo la voluntad popular expresada en el voto debe ser escuchada”.

De acuerdo a la UCA las próximas elecciones del 28 de febrero se celebrarán en un ambiente de tensión y confrontación que podría desembocar en violencia y poner en duda los resultados electorales. Por ello, llama a todos los partidos políticos y sus seguidores a respetar el silencio electoral, la legislación nacional y, en especial, los resultados de los próximos comicios.

Cabe destacar que la normativa que rige el proceso estipula claramente las vías para defender el voto y reportar cualquier tipo de anomalía. Y a esa normativa deben atenerse todos los actores políticos y sociales, renunciando a la dinámica de crispación y rechazando clara y públicamente cualquier acto de violencia que pueda darse, expresa el comunicado.

También destacan que el Tribunal Supremo Electoral está en la obligación de garantizar que se respete íntegramente la voluntad del pueblo expresada en las urnas. Cumplir a cabalidad esa tarea solo será posible en la medida en que sus miembros desarrollen su labor con profesionalismo, sin dejarse presionar ni intimidar por expresiones de fuerza de ningún sector, y tampoco por aquellos que detentan el poder.

Asimismo, la Fiscalía General de la República y la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos están llamadas a supervisar y vigilar el proceso, denunciando e investigando con prontitud cualquier anomalía o incumplimiento de la ley.

Para no dar un paso atrás y evitar una ruptura con el marco democrático, la Policía Nacional Civil y el Ejército deben limitarse a cumplir sus funciones constitucionales. La Carta Magna les da un carácter apolítico a ambos. Por ello, todos sus miembros deben tener claro que están al servicio del pueblo salvadoreño, no de simpatías o colores partidarios.

Por último, la UCA exhorta al Gobierno de El Salvador y a sus funcionarios a que no instiguen de ninguna forma a la confrontación o la violencia, a que no sigan usando su investidura ni los recursos públicos para fines partidarios.

FUENTE: Universidad Centroamericana José Simeón Cañas.

Compartir

Deja un comentario.

Tu dirección de correo electrónico no será visible. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido protegido